La hogaza, un pan con arraigo rural

La hogaza es un pan de masa blanda, con gran aroma y sabor, que se caracteriza por un largo periodo de fermentación. Se trata de una pieza de aspecto rústico, con una corteza de color tostado, una forma redondeada y un gran tamaño.

Tradicionalmente, la hogaza era un pan muy popular en el ámbito rural ya que se trata de un pan que aguanta muy bien, y puede comerse hasta siete días después de su elaboración sin que se haya puesto especialmente duro.

Aunque su origen es de Castilla y León, donde goza de gran arraigo, su popularidad está extendida por todo el territorio español. Muestra de ello son las abundantes referencias literarias como pan de pastores y gente de campo, apareciendo incluso en “El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha”, la novela más famosa de nuestra literatura.

La hogaza se caracteriza por ser un pan excelente para grandes rebanadas y tostas. Se suele elaborar la hogaza con harina de trigo, pero tradicionalmente también se elaboraba con harina de centeno.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Sitio web

*